Saltar navegación. Ir directamente al contenido principal

Comienza el contenido principal

El Bono Social es un descuento que se aplica sobre el Precio Voluntario al Pequeño Consumidor destinado a consumidores vulnerables o vulnerables severos. La Ley 897/2017 considera consumidores vulnerables a aquellas personas que disponen de un determinado umbral de renta referenciado al Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (IPREM), que tienen en cuenta, en su caso, el número de miembros que compongan la unidad familiar, y que pueden verse incrementado si se acreditan determinadas circunstancias especiales en las que pueda encontrase el consumidor o uno de los miembros de la unidad familiar. Además, y con independencia del nivel de renta, se contemplan determinados colectivos con derecho al descuento del bono social.

El Bono Social se puede solicitar a través de una Comercializadora de Referencia (antes denominadas Comercializadoras de último recurso), la cual facilita los impresos correspondientes. Obviamente, será necesario acreditar la condición de beneficiario para cualquiera de los casos.

Fin del contenido principal